martes, 13 de noviembre de 2012

Asesinos de taxistas viven en la impunidad

Los conductores denuncian que no hay seguridad ciudadana en El Alto y están abandonados a su suerte.

Cincuenta y dos choferes de taxi fueron asesinados entre enero de 2008 y octubre de 2012, pero ningún caso fue esclarecido, denunció Freddy Baptista, secretario ejecutivo del Sindicato de Taxis y Radiotaxis 29 de Mayo.

Baptista, que lidera a 1.600 choferes de servicio rápido en El Alto, declaró a La Prensa, que de los conductores fallecidos, al menos 40 eran afiliados a la organización que representa.

“Han sido hallados sin vida en áreas alejadas de El Alto, donde no existe seguridad policial y menos alumbrado público, y han dejado en la orfandad a más de medio centenar de niños y adolescentes. Hasta ahora no hay una investigación seria para identificar a los autores de estos crímenes”.

Afirmó que hace tres años fue parte de una organización que agrupaba a familiares de las víctimas, empero por la retardación de justicia, ésta se disolvió y los sospechosos continúan en la impunidad.

Sin sentencia. De acuerdo con los investigadores de las Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (FELCC), a la fecha, ninguno de los sospechosos que fueron capturados, entre ellos Eufraín Mamani, sindicado por la muerte de al menos 30 taxistas con arma de fuego, y una banda de cogoteros no han sido acusados ni sentenciados por el Ministerio Público y el Tribunal de Justicia, respectivamente.

Este hecho, para Freddy Baptista y la familia de Valentín Chacolla Espejo (47), otro chofer que fue hallado muerto en Asunción San Pedro de El Alto, el domingo pasado con un tiro en la cabeza, no es novedoso. Sin embargo, los afectados no pierden las esperanzas de que se haga justicia.

Asfixiados. Oswaldo Fuentes, jefe de la división Homicidios de la fuerza anticrimen alteña, explicó que no todos los conductores fueron víctimas de disparos, pues, al menos un 70 por ciento, falleció por estrangulamiento.

Explicó que antes de la captura de Eufraín Mamani y durante 2011, el número conductores asesinados fue alarmante, empero se redujo.

“Este año, tenemos registrados la muerte de dos choferes por arma de fuego. Desconocemos aún los móviles, pero se presume que los delincuentes actuaron motivados por el robo de vehículos.

El cráneo perforado. De acuerdo con el informe proporcionado por el coronel Félix Rocha, director regional de la fuerza anticrimen de El Alto, el último hecho se registró el domingo a las 05.15 aproximadamente.

El cuerpo de Valentín Chacolla presentaba en la cabeza un orificio de entrada y otro de salida que fue producida por el proyectil de un arma de fuego, en la acera de las calles Landaeta y Quintanilla de Asunción San Pedro.

“Los familiares dicen que la víctima conducía una vagoneta Toyota Corolla con placa 1526-KNE. Se halló la licencia de conducir categoría “C”, además de un billete de 50 bolivianos”.
El automóvil no ha sido encontrado todavía.

2 choferes fueron asesinados en el 2012. El primero en la 16 de Julio y otro en Asunción San Pedro.

“Las vagonetas Caldina continúan siendo las más requeridas por los auteros que incluso matan a sus víctimas”.
My. Oswaldo Fuentes / FELCC

La muerte del último chofer ha dejado algunas dudas a los investigadores de la fuerza Anticrimen, quienes presumen que pudo haber sido víctima de una venganza y no de robo.

La Prensa

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Archivo:

Código Penal de Bolivia

Nueva Constitución Política del Estado-Bolivia

Derecho Bolivia

Derecho Bolivia
Emblema de la justicia en Bolivia.